Mamparas de ducha frontales

Las mamparas de ducha frontales están diseñadas para cubrir la parte frontal de nuestro plato de ducha y evitar la salida o salpicaduras de agua al exterior. Normalmente los otros tres lados del plato van a pared. Existen modelos de múltiples medidas con puertas correderas, abatibles o plegables.

Fijar Dirección Descendente
Ver como Parrilla Lista

Artículos 1-12 de 48

Página
por página
  1. Mampara frente ducha Becrisa Clio 1 fijo + 1 puerta
    Rating:
    0%
    Precio habitual 228,69 € Precio especial 182,95 €
  2. Mampara frontal 1 puerta abatible GME Open Combi A
    Rating:
    0%
    Precio habitual 255,31 € Precio especial 189,90 €
  3. Mampara para ducha frontal GME Prestige Titan
    Rating:
    0%
    Precio habitual 325,49 € Precio especial 242,10 €
  4. Mampara corredera frontal GME Aktual
    Rating:
    0%
    Precio habitual 329,12 € Precio especial 244,80 €
  5. Mampara frontal puerta abatible GME Open Combi B
    Rating:
    0%
    Precio habitual 330,33 € Precio especial 245,70 €
  6. Mampara ducha abatible Becrisa Inside
    Rating:
    0%
    Precio habitual 308,55 € Precio especial 246,84 €
  7. Mampara ducha 2 fijos + 2 puertas Becrisa Play
    Rating:
    0%
    Precio habitual 344,85 € Precio especial 275,88 €
Fijar Dirección Descendente
Ver como Parrilla Lista

Artículos 1-12 de 48

Página
por página

¿que mampara frontal elegir?

Si ya sabes que la mampara que necesitas es de tipo frontal porque la instalación la vas a realizar sobre dos paredes, tendrás que conocer en primer lugar la medida entre pared y pared para poder elegir un modelo adecuado.

En este caso debemos saber que prácticamente todos los modelos de mamparas del mercado de los distintos fabricantes (GME, Profiltek, Becrisa, etc) disponen de un margen de unos centímetros para el perfecto ajuste a la medida que dispongamos.

Por ejemplo una mampara frontal de 175 cm. podría tener un rango de montaje entre los 172 y los 178cm.

Este margen de centímetros puede incrementarse con la adquisición de perfiles de compensación adicionales. Si tienes duda en la elección de la medida correcta te aconsejamos la consulta al instalador profesional o industrial que te va a realizar el montaje.

Mampara frontal corredera

Configurar nuestra nueva mampara frontal con puertas correderas es la opción más común. Tienen la gran ventaja frente a las de puerta abatible de que al abrirse sobre su riel o guía no molestan ni interfieren con ningún otro elemento del baño. Disponen de ruedas o dobles ruedas para permitir el deslizamiento en la apertura y cierre.

Se pueden encontrar con distintas configuraciones de una, dos o tres puertas en combinación con cristales fijos. La posible configuración nos permitirá adaptar el ancho de paso a nuestras necesidades concretas.

Mampara frontal con puertas abatibles

Este tipo de mamparas frontales con una o más puertas abatibles se caracterizan porque la apertura de las mismas se realiza sobre un eje dotado de un sistema de bisagras que permiten que la puerta abra en un ángulo determinado hacia adentro o hacia afuera.

Mamparas frontales plegables

Existen también las mamparas que disponen de un sistema que permiten el plegado de sus hojas de cristal. Esta opción es bastante práctica, pues una vez plegadas dejan liberado casi todo el espacio interno de la ducha.

¿Qué cristal de mampara elegir?

La elección del cristal de nuestra mampara es un aspecto importante a tener en cuenta. Existen diferentes tipos y calidades. El grosor del vidrio va a determinar en parte la calidad de la misma, al dotarla de robustez y consistencia. El grosor más habitual es entre 6 y 8mm., aunque podemos otros grosores tanto menores como mayores.

Otra característica con la que se puede dotar a un cristal de mampara es del tratamiento antical. Hay fabricantes y modelos que incorporan este tratamiento desde el proceso de fabricación y en otras ocasiones es un tratamiento opcional. Nuestra recomendación es que la zona acristalada lo lleve incorporado pues resultará más limpia y facilitará su mantenimiento.

Otra elección que tendremos que hacer es si queremos un cristal transparente, opaco o con alguna serigrafía decorativa. La elección opaca o con vinilos decorativos aportará mayor grado de intimidad en nuestras duchas diarias.